Seleccione una Pagina

Habla con Nosotros 663.04.52.16

DESCUBRIMIENTO DE UNA TENERÍA DE LA EDAD MODERNA

A finales de 2010 nos fue encargada la realización de unos sondeos arqueológicos en la calle Pellejeros de Ayllón, en el casco histórico de este municipio.

LA CALLE PELLEJEROS: PRIMERA PISTA

El nombre de la calle ya nos puso sobre aviso de los posibles restos que nos podríamos encontrar con la intervención.

También la localización del solar a pocos metros del río Aguisejo nos parecía propicia para que hubiera podido localizarse en esta zona un taller de curtido y tratamiento de pieles en algún momento del la Época Medieval o Moderna.

LOS “NOQUES”

En fin, que cuando empezamos a hacer los sondeos, bajo un nivel de escombros y basuras considerable, nuestras sospechas empezaron a materializarse, ya que empezamos a ver varias “bañeras” fabricadas con mortero de cal y mampuestos y revocadas con mortero hidráulico.

Excavando una teneria en Segovia

LA DISTRIBUCIÓN DEL ESPACIO

La excavación de estos restos sacó a la luz un espacio de trabajo dividido en dos partes por un poyete. Parecía tratarse de una zona cerrada o semicerrada, circundada por muros y techada parcialmente.

En el espacio mas próximo a los noques donde se curtirían y teñirían las pieles pudimos observar una zona con suelo de arcilla apisonada y una zona con pavimento de cantos rodados. Sobre ambos suelos se depositaban diversos niveles de barro de diferentes tonalidades, seguramente asociados a la suciedad generada por la propia actividad artesanal.

HERRAMIENTAS DE ARTESANO, HUESOS, CERÁMICA Y MONEDAS

La cerámica y el material numismático recuperado durante la excavación nos señala que este taller debió estar en uso entre el siglo XVI y mediados del siglo XVII.

También debemos destacar la presencia de fragmentos de herramientas de hierro que pudieron haber servido para el trabajo de la piel (preparación, raspado y limpieza).

Reconstruccion 3D de la teneria

En común con otras tenerías excavadas de época Medieval y Moderna, la tenería de la calle Pellejeros de Ayllón presentaba en los rellenos de los noques gran cantidad de fragmentos de huesos de animales, sobre todo de ovicápridos aunque también en cantidad abundante de aves de corral, por lo que no podemos asegurar que huesos estén directamente relacionados con esta actividad industrial, o si responden a una amortización como basurero de estas instalaciones una vez abandonadas.

OTRAS TENERÍAS CONOCIDAS

Instalaciones artesanales del mismo tipo encontramos en la península ibérica en yacimientos como el excavado en la calle Zapatería, 28-30 de Zamora , la tenería del “Puente del Carbón” en Granada o el de la calle Tenerías, 2 de Balmaseda en Bizkaia . Siendo también destacadas las tenerías de San Segundo encontradas en Ávila y declaradas BIC en el 2010.

Dos yacimientos británicos que cuentan con publicaciones muy útiles para el análisis y entendimiento de los restos arqueológicos que quedan de esta actividad del tratamiento de la piel son los yacimientos de Tanner Street en Northampton o en de Tanner Street
de Winchester. (Os los dejo apuntados al final del artículo porque os pueden ser de mucha utilidad).

LAS TENERÍAS EN LA ACTUALIDAD: FEZ Y TETUÁN

En cuanto a la etnografía y analogía para entender esta actividad, como es bien sabido, el curtido y tintado de piel tradicional se ha conservado de forma prácticamente invariable hasta nuestros días en las ciudades marroquíes de Fez y Tetuán (actualmente un reclamo turístico muy conocido de estas ciudades), gracias a las cuales podemos conocer con gran precisión los detalles de esta técnica artesanal.

Teneria en Marruecos

EL PROCESO DE CURTIDO DE LAS PIELES

Los pasos que se siguen en dichas tenerías son los siguientes:

1. En primer lugar se ponen las pieles en agua a remojo para poder arrancar el pelo, después se les limpia los restos que puedan quedar adheridos mediante baños de cal viva que sirven al mismo tiempo para endurecer la piel. Este proceso dura 20 días.

2. Tras este primer paso, se pasan las pieles a unos noques especiales menos anchos en el fondo que en la boca donde se elimina la cal utilizando excrementos de paloma que son mezclados y amasados con las pieles durante dos días, siendo luego limpiadas estas con harina.
3. Transcurridos 3 o 4 días se pisan los pellejos en un lecho de agua y se les sumerge en una pasta líquida de higos secos con el fin de darles suavidad.
4. Una vez realizados todos estos pasos se sala la piel pasando finalmente al curtido y engrasado, que convierte los cueros brutos en cueros finos. Este curtido se realiza en los noques con sustancias tratantes vegetales extraídas de la corteza de la encina y del castaño fundamentalmente.
5. Con el engrasado la piel se nutre con grasas naturales que la lubrifican y ablandan.
6. Posteriormente la piel es raspada y pulida por el lado de la carne, siendo el último paso la maceración en las cubetas de tinte con pigmentos vegetales.

7. En las tenerías de Fez y Tetuán tras realizar todos estos pasos, el cuero teñido se tiende en el exterior de la medina sobre la hierba para ser secado al sol.

BIBLIOGRAFÍA ÚTIL

Extremera Portela, S. y Cruz Sánchez, P-J. “Un nuevo espacio artesanal en la ciudad de Zamora. La intervención arqueológica en el nº 28-30 de la c/ Zapatería.”. Instituto de Estudios Zamoranos “Florián de Ocampo”. Anuario 2002. Zamora. pp. 141-163.

Reyes Martínez, E. “La cerámica islámica y cristiana de la tenería del Puente del Carbón”. Arqueología y Territorio, nº 2. 2005. pp 109-124.

Anibarro Sánchez, S. “Tenerías, 2 (Balmaseda)”. Arkeoikuska, año 2005. pp-331-333.

Blair, J. y Ramsey N. (Eds). English medieval industries: Craftsmen, techniques, products. Cambridge University Press. 2001.

Reconstruccion de Teneria en 3D

2 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>